El asma bronquial mal controlado puede aumentar el riesgo de anafilaxia en pacientes con alergia alimentaria severa